Ser padre nunca es lo que esperas…es mejor.

Felipe Lambert.

Esta historia comienza por allá por Julio de 2009, después de 4 años de casados con mi esposa (y 9 años de pololeo anterior), cuando supimos que estábamos esperando un bebé y comenzamos a prepararnos para recibirlo con todo lo que ello significa, emociones a full, sueños, ilusiones y esperanzas las cuales comenzaban a hacerse realidad, hasta que en unas de las ecografías el doctor nos comentó que vió algo extraño en su riñón izquierdo, y que recomendaba hacer algunos estudios extra. Cuando te dicen eso (papás primerizos y sobre todo una mamá enfermera, la cual sabe perfectamente todo lo que eso significa…) comienzan los temores, angustias y rollos que opacan en cierta manera todo lo bonito que estaba preparado…las ecografías se sucedían cada 15 días para evaluar que pasaba y cada una era más lapidaria en cuanto a lo que se veía en el riñón de nuestra hija…por supuesto siempre con mucha fe y esperanza continuamos adelante averiguando y asistiendo a médicos, nefrólogos y neonatólogos los cuales nos comentaron que era una Hiperplasia de riñón y que lo más probable es que no tuviera un riñón y que podría vivir con uno solo, siempre y cuando este no presentara el mismo daño…a esa altura solo la fe nos mantenía en pie y la esperanza de que su riñón derecho se veía bien hasta ese momento…pasó la navidad del 2009 y llegó febrero del 2010 y estábamos preparando el Baby shower el cual se haría el día sábado 27 de febrero en San Felipe con toda la familia y una serie de invitados para preparar la llegada de Sofia…Nos acostamos ese viernes esperanzados en el baby shower del próximo día, cuando a eso de las 03:33 de la noche comenzó a temblar de manera horrible y supimos inmediatamente (como la gran mayoría de los chilenos) que eso era terremoto…entre las levantadas para bajar al primer piso y bajar la escala, la Sofy se adelantó y nació el 4 de marzo con 36 semanas…

Gracias a Dios no tuvo mayores complicaciones y efectivamente vive con un solo riñón y ya tiene 10 años de eso…hace ya un par de años volvimos a ser padres de un varoncito que llegó a revolucionar todo…literalmente todo y por supuesto nosotros con varios años más pasa la cuenta la espalda, las rodillas, etc, pero gracias a Dios salió todo bien con él y ya tiene 2 años y medio, con sus bemoles y nos rellena el corazón de magia y sabiduría, ya que la sabiduría viene de lo simple, lo sincero y lo bello de los niños.

Después de haber pasado por esto nos damos cuenta que la vida es así, imperfecta, sin avisos y sin anestesia solo aparece cuando tiene que aparecer y te das cuenta de que todo lo que preparaste solo sirven las ganas de seguir adelante, la fe, la esperanza, el apoyo de la familia, pero por sobre todo la unión, la comprensión y el amor de tu esposa, ya que siempre que estamos juntos somos invencibles… y como dice Meredith Grey de la serie Grey’s Anatomy…” La felicidad está en las cosas que no planeas, en las que no ves venir…y que ser agradecido significa reconocer lo que tienes, aceptándolo, apreciándolo y celebrando las pequeñas victorias, admirando día a día la lucha que significa vivir…”.

                                                                       Felipe Lambert C.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.