Saliendo de la depresión post parto a través del emprendimiento.

Por Blanca Hernández.

 

Hace 10 meses atrás, no había podido escribir esto con tranquilidad, mi hija fue lo más maravilloso que me ha pasado. Si, la vida me cambió y dio un giro 360, a pesar que fue totalmente planificada.

 

Los primeros meses caí en una depresión post parto por el cansancio, todo lo que conlleva ser mamá primeriza y el no dormir por querer dar leche exclusiva a libre demanda, eso me llevó a andar todo el día como zombie y se me juntaron muchas emociones.

 

Actualmente por toda la situación del país me volvió la angustia. Principalmente por un episodio que viví antes de emigrar y que según yo había superado hace 5 años, pero me volvió el flashback. Sumado a esto y a pesar de que estaba en reposo, siempre viví en estrés porque se atrasaban los pagos.

Sin embargo, no desperdicié los espacios con mi bebé, cada momento y esa conexión porque a pesar de cualquier adversidad esa sonrisa y sus balbuceos hacen que el día valga la pena.

 

Es por ello que doy gracias, porque mi hija fue la que me dio el impulso a querer emprender vuelo donde estoy trabajando, porque quiero que su futuro esté en buenas manos, así que mi propia empresa está en proceso.

 

Emma mi niña linda, gracias a ti mamá será La Independiente spa.

 

Abrazos querida comunidad, espero que esta experiencia le sirva a muchos padres y madres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.